LA DEFENSORÍA PIDIÓ INTERVENCIÓN DEL JUEZ ORELLA Y DEL CRIO. GRAL. ARROYO, “FRENTE A DENUNCIA QUE DA CUENTA DEL AISLAMIENTO DE PERSONAS QUE INGRESARON A UN CAMPO QUE SE ENCONTRABA EN DEPÓSITARIA JUDICIAL DE LA POLICÍA PROVINCIAL”

Recepcionó la Defensoría del Pueblo el día viernes 31 de enero del corriente año, una denuncia y pedido de intervención, en la cual se expresa que las familias campesinas Herrera e Insaurralde se encuentran sitiadas por Fuerzas de Seguridad y que estas personas estarían siendo tratados como delincuentes y no como ciudadanos, que luchan por la posesión de sus tierras que datan de 130 años.

La situación es de gravedad, toda vez que el campesino Andrés Insaurralde, se encuentra con un edema en una pierna, y una de las niñas padece inflamación y dolor de muelas y el resto de las personas se encuentran con síntomas de deshidratación. Se describe en la misma que este escenario de violencia, vulnera derechos humanos esenciales y pone en riesgo la vida de personas ya que cuando familiares y amigos intentaron ingresar con alimentos, se encontraron con que todos los senderos de ingreso al lugar de Alejandro Herrera están bloqueados, a lo que se le suma que la Policía impidió el ingreso también al lugar. Frente al pedido, el Defensor del Pueblo Dr. José Leonardo Gialluca, solicitó la inmediata intervención al Jefe de la Policía de la Provincia Crío. Gral. Walter René Arroyo para que produzca un Informe documentado de esta situación y además con -Carácter de Preferente Despacho- se sumó otro requerimiento de Intervención al Juez Dr. Francisco Orella con asiento en Las Lomitas y a cargo del Juzgado Civil y Comercial, del Trabajo y Menores de la Tercera Circunscripción Judicial, toda vez que en la denuncia presentada por ante el Organismo de la Constitución se afirma que los parientes de la familia Herrera Insaurralde, “se encuentran en situación de extrema vulnerabilidad, ya que se les impide recibir alimentos, y líquidos para poder subsistir hasta tanto se resuelva esta complicada disputa”. Gialluca finalizó señalando que la cuestión litigiosa dejó en su momento a la Policía de la Provincia como depositaria judicial, siendo su obligación cuidar que no ingresen personas al campo San Simón ubicado a la vera de la Ruta Nacional Nº 81 y por razones que deberán determinarse por los canales que correspondan Institucionalmente, sin cumplir con la Orden Judicial pertinente, un grupo de personas ocuparon intempestivamente la estancia que estaba bajo la custodia de los antes citados. Por ello, el funcionario provincial exhortó a que encontrándose menores de edad y otros, se las asista en todo sentido, para evitar desequilibrios físicos y psíquicos de los mismos, mas allá de que están cometiendo un delito penal y el Juez de Feria de Las Lomitas deberá urgentemente frente a estos últimos acontecimientos, ordenar nuevas medidas y evitar que se repitan estos graves descuidos que no han hecho otra cosa que generar más inconvenientes a los ya existentes y, “por ello, debe ser la Justicia Competente quien determine en definitiva todo lo relativo a las diferentes posturas y cuestionamientos, siempre en base a las pruebas que S.S. colecte y que las partes le acerquen, para poder tomar una decisión ajustada a derecho”.

Defensoria del Pueblo de la Provincia de Formosa - 2015 - By Neaservers